¿Cómo leer tu póliza de seguro?

  • 04/02/2019

  • By Asegurar365.com

  • Notas de interés

¿Cómo leer tu póliza de seguro?

A menudo, leer los diferentes términos de una póliza resulta ser tedioso teniendo en cuenta, que el detalle puede incluir tecnicismos que difícilmente comprendamos.Para eso junto a los agentes de seguro, en está nota te orientamos para que sepas identificar  y reconocer las diferentes partes que incluye un contrato de seguro a través de una lectura rápida.

Antes de empezar, lo principal que debes dejar en claro es el concepto ¿qué es una póliza?, básicamente según la Superintendencia de Seguros: “Es un contrato dónde figuran todas las condiciones de la cobertura del seguro que contrataste, tanto los eventos que la aseguradora te va a cubrir como los riesgos no amparados por ese seguro”. En este sentido, es importante que tengas en cuenta que la aseguradora tendrá la obligación de entregarte un certificado de póliza, ya sea a través de la compañía o del asesor de seguros, dentro del tiempo estimado de 15 días. A partir de allí, como asegurado tendrás la posibilidad de hacer alguna modificación, pasado ese tiempo darás totalmente el consentimiento del contrato.

Ahora bien, ¿Cuáles son los 5 aspectos básicos que debes reconocer?:

Datos Básicos

  1. Tipo de seguro y datos personales: Es importante que reconozcas que en la primera página siempre debe estar el tipo de seguro que contrataste, verificando que la tipología  sea la correcta junto a tus datos personales, este dato aunque parezca rutinario es esencial puesto que si hay un error puede que la cobertura del seguro luego no pueda reclamarse o incluso los datos de tu póliza no lleguen a destino.
  2. En segundo lugar debes chequear ´el número de póliza , la fecha de inicio y el fin de vigencia´, dato sumamente importante teniendo en cuenta que es la ´fecha en la cual inicia tu período de  protección y el segundo la fecha respectivamente en la cuál termina´. Está ultima no implica que sea la fecha en la que determina su final definitivo ya que podrá renovarse.
  3. En tercer lugar, diferenciar  el costo mensual, que va a ser el monto que se te cobrará mensualmente dentro de tu plan.
  4. En cuarto lugar, verificar  la suma asegurada que suele aparecer en el extremo inferior, este monto es fundamental teniendo en cuenta que es la suma que pactaste y va a ser en definitiva el monto que te indemnizará la compañía en caso de que suceda un siniestro con tu patrimonio.
  5. Y por ultimo, el cronograma de pagos, con las fechas respectivas en las cuáles deberás abonar tu cobertura, puesto que es necesario que rija el pago para que rija la protección.
                                                                                                                                                                                                                  Fuente: Superintendencia de Seguros de la Nación
1
¿Sos asesor de seguros?,¿querés posicionarte en internet con asegurar365?